Saltar al Contenido | Saltar al Menú de Navegación

La verdad sobre las centrales nucleares en Japón

Publicado por Abraham Chacón el 17 de marzo de 2011
Ver Respuestas

No se alarmen niños, todavía no ha llegado el fin del mundo y escenas como Fallout 3 distan mucho de la realidad aún.

Mucho se ha hablado de la situación alarmante de los reactores nucleares en Japón. Sí, es cierto, hay una crisis. No, no es a nivel mundial. Sí, es grave. No, solamente en Japón. Más información después del salto.

Cuando se produjo tan desafortunado evento en Japón, el mundo entero volteó a ver a los reactores nucleares de Japón, si podían resistir el embate del tsunami o las tremendas sacudidas del terremoto, pero, ¿por qué tanta preocupación?.




¿Qué es una central nuclear?


Veamos lo que dice el señor Wikipedia:
Una central nuclear o planta nuclear es una instalación industrial empleada para la generación de energía eléctrica a partir de energía nuclear.Se caracteriza por el empleo de combustible nuclear compuesto básicamente de material fisionable que mediante reacciones nucleares proporcionan calor que a su vez es empleado a través de un ciclo termodinámico convencional para producir el movimiento de alternadoresque transforman el trabajo mecánico en energía eléctrica.
En pocas palabras,  es una planta industrial donde se producen grandes cantidades de energía gracias a las reacciones nucleares (más información aquí). El punto malo de todo esto es que se libera radioactividad en el proceso.


Un momento, ¿dijiste radioactividad?


En efecto, las reacciones nucleares que se producen dentro de las centrales (y los reactores) producen niveles tan altos de radioactividad que sería imposible mantenerse cerca de no ser por el blindaje especial que recubre el reactor nuclear.

Este blindaje especial absorbe toda radioactividad producida por los neutrones, radiación gamma y partículas alfa y beta. Esta misma provoca severos daños en los seres humanos, tanto a corto (muerte) como a mediano y largo plazo (alteraciones en el ADN).


Wow wow wow, ¿entonces no deberíamos estar preocupados por lo que pasa en Japón?


Hay dos cosas que la mayoría de los medios de comunicación han estado regando por todas partes. Desinformación y amarillismo. No estamos diciendo que las labores que han hecho en cubrir los eventos han sido malas; de hecho, muchas empresas televisivas han realizado una cobertura excelente, pero quizás por la premura de querer sacar las noticias antes que nadie, han cometido algunos errores que han contribuido a una mala comprensión de la situación.


Fusión nuclear no es fusión del núcleo del reactor nuclear


Esto lo he escuchado y visto con frecuencia últimamente. Una fusión nuclear no es lo mismo que una fusión del núcleo del reactor nuclear. Lo segundo significa que el núcleo del reactor se funde, haciendo la reacción más inestable.


Una explosión nuclear no es posible


Escenas como la de Hiroshima o Nagasaki no tienen nada que ver con lo que está ocurriendo actualmente con los reactores nucleares. Para producirse una explosión de este tipo, se requiere de un complejo proceso donde se necesitan grandes cantidades de Uranio enriquecido, elemento que no se encuentra en las centrales. Aquí es donde entra más el amarillismo que la desinformación. Por querer dar más impacto a la noticia, he visto noticiarios con imágenes mostrando el típico hongo que se produce al ocurrir una explosión nuclear.


No es otro Chernobyl 


La situación en Chernobyl fue distinta a la que está ocurriendo en estos momentos en Japón. Los estándares de construcción de las centrales eran distintos a los de hoy en día. Las razones por el accidente fueron diferentes. Las situaciones no fueron manejadas de la misma forma. En fin, son muchos puntos.

Las centrales nucleares de la actualidad cuentan con una tercera barrera que se encarga de contener todo el material en caso de una fusión del núcleo.


Las explosiones no han sido en los contenedores nucleares


Muchos han anticipado escenarios debido a estas explosiones, pero lo que ha explotado ha sido el hidrógeno de los contenedores al tratar de enfiarlos. Según las autoridades japonesas, estos siguen intactos.


Se han tomado las medidas más sensatas


A pesar de evacuar a miles de personas de la zona, esto no significa que un exista un desastre inminente. Todo ha sido por mera precaución y más que nada, poder liberar vapor para así subsanar la presión de los reactores. Se ha dado dosis de yodo a la población para contrarrestar posibles efectos de radiación.


No existe "nube radioactiva"


Hasta el momento, no hay nube radiaoctiva alguna. Todas estas emisiones han sido controladas y a un muy bajo nivel de radioactividad (a excepción de las zonas más cercanas). Gracias a la pronta evacuación de la población, no se ha recibido casos de efectos secundarios en la salud humana, por ahora.


Descripción Ilustrativa




       

       

       

       

       

   



Fuente.

Respuestas a "La verdad sobre las centrales nucleares en Japón"